Activismo en redes sociales: del ciberoptimismo a la realidad

Wael Ghonim

Wael Ghonim, ciberactivista egipcio que participó en las revueltas de la Primavera Árabe en su país, fue uno de los ponentes
el pasado mes de diciembre en las charlas TEDGlobal, con una intervención titulada “Diseñemos medios sociales que impulsen un cambio real”. En su charla, Ghonim realiza una interesante reflexión, basada en su experiencia personal, sobre los efectos y la evolución de las acciones impulsadas a través de Internet y medios sociales. Esta intervención se suma a una lista de ponencias anteriores que trabajan el poder de los medios sociales, y está muy relacionada en particular con la impartida por el académico Clay Shirky en junio de 2009 sobre el poder de transmisión de noticias a través de redes sociales por parte de ciudadanos en regímenes represivos.

En la charla TED impartida por Wael Ghonim es interesante descubrir cómo este activista, que en un principio manifestaba una actitud ciberoptimista sobre las posibilidades de Internet y las redes sociales para cambiar una realidad social y política -hecho que también puede comprobarse en su anterior intervención TED, fechada en 2011– ha transformado su discurso, a raíz de su experiencia, para fomentar un comportamiento en línea más reflexivo.

La crítica de Ghonim se centra en la polarización de Internet y en cinco retos cruciales que debemos superar para poder reformular el ecosistema actual de  los medios sociales.Imágenes integradas 1

El primero de ellos tiene que ver con los rumores, información que se difunde muy rápidamente a través de redes sociales y que muchos usuarios comparten, comentan, viralizan y dan por válida sin que haya sido correctamente verificada.  Esta viralización tiene que ver con otro de los retos que Ghonim propone superar: la facilidad para convertir discusiones en línea en turbas enfurecidas. En relación con esta reflexión, no podemos evitar mencionar a Cass R. Sunstein y su trabajo sobre el rumor, que ha estudiado también en Internet y vinculado a la espiral del silencio.

El tercer reto es la creación de nuestras propias cámaras de eco, un concepto que también adelanto el propio Sunstein en su trabajo Republic.com 2.0. En Internet tenemos la posibilidad, no solo de seguir únicamente a las personas que son afines a nuestra línea de opinión, también podemos con una gran facilidad ignorar a quienes piensan diferente, lo que propicia en nosotros una gran dificultad para cambiar de opinión, el cuarto reto asumido por Ghonim.

Por último, este activista señala como quinto reto, y más importante, la primacía de los mensajes masivos sobre las discusiones. La importancia de conseguir más impactos -más retuits, más me gusta, más favoritos- a través de un mensaje o una fotografía llamativa que de utilizar Internet para transmitir mensajes más profundos que, aunque lleguen a menos personas, al menos provoquen una auténtica reflexión y debate por la calidad de su contenido.

Como una propuesta para comenzar a cambiar esta situación de polarización en medios sociales, Ghonim ha fundado la plataforma Parlio, que de forma experimental pretende promover la discusión y el intercambio de opiniones sobre temas tan polémicos como importantes para la sociedad.

Este caso concreto, documentado a través de una charla TED, es especialmente interesante para comprobar cómo una actitud claramente ciberoptimista ha evolucionado en cuatro años hacia una reflexión mucho más crítica sobre los medios sociales.  Además, resulta interesante descubrir cómo el ponente se ha podido nutrir de ideas o trabajos académicos que todavía hoy suponen interesantes líneas de investigación para avanzar en el estudio de los medios sociales.

El propio Ghonim sentencia su discurso con la afirmación: “Hace cinco años dije: Si quieres liberar a una sociedad, lo único que necesitas es Internet. Hoy creo que si queremos liberar a la sociedad, primero necesitamos liberar Internet”.

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *